Castrillo y “la rueda” del Lizarte

castrillo-lizarte-campeonatos-españa-2017

Foto: RFEC / Photo Gómez Sport

Jaime Castrillo (1996, Lizarte) logró en Soria proclamarse campeón de España contrarreloj sub23, igual que lo hizo de juvenil, demostrando su evidente potencial a los 21 años y todo un futuro ciclista por delante.

El aragonés es un corredor versátil, de 1,86 y 65 kilos, capaz de ganar el nacional contra el crono o la Subida a Altzo el año pasado, el incluso ser tercero en el Memorial Valenciaga. A Castrillo aún le quedan retos esta temporada, el Giro Aosta para empezar, y el Europeo, el Mundial o el Tour del Porvenir si es convocado por la selección española.

El corredor de Lizarte se siente “muy satisfecho, sobre todo porque ser campeón de España siempre es muy difícil. Este año venía consiguiendo buenos resultados y mejorando el nivel del año pasado, que es lo más importante. Se puede decir que es una guinda”. A pesar de ello, el aragonés no tendrá muchas opciones de vestir el rojigualda. “La verdad es que no tenemos muchas contrarreloj en España, correremos alguna en Aosta y poco más.

Y es que, a partir del 12 de julio, correrá el prestigioso Giro del Valle Aosta italiano: “Suena bien y suena muy duro. Ya estuvimos el año pasado y conocimos la carrera y el nivel que es increíble, van los mejores corredores. Este año vamos con intención de mejorar el año pasado. Disputar será difícil, porque ellos corren otras pruebas internacionales, con continentales, y creo que el ritmo es diferente. Pero intentaremos hacerlo bien y disputar”, admite.

Además, también espera poder tener más experiencias internacionales. “Ya estuve el año pasado en el Europeo y Mundial. Yo estaré encantado de ir para ganar experiencia. Según qué decida Momparler (el seleccionador), preparemos esos objetivos”, explica.

Castrillo es uno de los principales puntales del buen momento de los corredores sub23 españoles. “Desde principio de temporada estamos los tres, Samitier, Barceló y yo, a un nivel top en España, disputando la Copa de España y vueltas, y en el Campeonato España también conseguimos buenos resultados. Quizá sí puede ser casualidad porque ahora mismo hay pocas carreras y pocos corredores”.

El aragonés asegura que “posiblemente sea el momento de dar el salto. Parece que las cosas van bastante bien encaminadas”. Eso sí, admite que “en amateur tampoco sabe muy bien cómo definirte. Cuando suba algún día a profesional ya se verá. Me defiendo bastante bien en la montaña y en el llano”. En especial, le atrae un sueño: “El Tour es la carrera más bonita y la que siempre más me ha gustado de ver por la tele y por supuesto que me gustaría correrlo en un futuro. Es uno de los sueños a cumplir”, apunta.

castrillo-lizarte-2017-2

Castrillo, ganador en Durango. Foto: Lizarte

Castrillo lleva tres años desarrollándose en el equipo navarro Lizarte donde, asegura, “desde que entras, entiendes la filosofía y entras en la rueda: te cuidan, mejoras paso a paso, primero trabajas, luego tienes tus oportunidades… Y siempre ayudando al que más posibilidades tiene. Haciendo las cosas lógicas, tampoco hay mucho más”.

“Yo entré -continúa- justo al equipo con Oroz (Juanjo Oroz, director deportivo) que aporta su experiencia, pero más destacaría que sabe llegar el grupo, el equipo, no solo a nivel deportivo, sino a nivel personal porque se preocupa de todos los corredores. Que tengamos retos, que mejoremos, y así mejora el equipo”, explica.

Castrillo no empezó con la bicicleta hasta los 15 años. Antes, competía en baloncesto. “Siempre me había gustado la bici porque mi madre solía salir a hacer algunas marchas cicloturistas y en verano salía con ella. En cadetes de segundo, me decidí a competir en el CC Oscense. Me gustó mucho, mejoraba, me gustaba el ambiente, pasé a juveniles con el Huesca y después con el Lizarte que era el equipo que quería estar”, rememora.

Campeonatos España CRI: Jaime Castrillo, oro sub23

Castrillo y Samitier, doblete del Lizarte: “No solo somos compañeros, somos amigos”